El Madrid elimina al City de Guardiola con más épica que nunca

| |

El Real Madrid se ha clasificado para la final de la UEFA Champions League de la forma más surrealista posible. El equipo blanco ha eliminado el Manchester City de Pep Guardiola a la vuelta de las semifinales en el estadio Santiago Bernabéu al tiempo añadido. Los merengues estaban fuera en el minuto noventa y necesitaban dos goles para llevar el partido a la prórroga. Los de Carlo Ancelotti estaban muertos y no habían hecho apenas nada durante todo el duelo, pero sin ninguna explicación lógica posible, Rodrygo Goes ha marcado dos dianas consecutivas. En la prórroga, el Madrid ha logrado un gol de penalti enseguida y ha matado del todo al City de Guardiola. El Liverpool será el rival de los merengues en la final.

Madrid y City hacen un partido opuesto a la ida

Desde el primer minuto ha quedado claro que el City no podría dominar el partido de la misma forma en que lo hizo en la ida. El Madrid salió con mucha más intención de generar ocasiones de peligro y, de hecho, llegaron enseguida. En los primeros minutos Karim Benzema ha perdonado un remate de cabeza solo desde el interior del área y Vinícius Jr.que fue el principal argumento ofensivo de los blancos, envió las nubes un disparo ante Ederson.

Tras un tramo inicial donde el pánico escénico puede haber dejado conmocionados a los jugadores ingleses, el City ha podido hacer lo que exige Guardiola: controlar el partido desde la posesión. No ha sido ninguna exhibición de juego de posición y de ataque como fue la ida, pero los de Manchester ya no han sufrido por igual. Sin embargo, tampoco han tenido ninguna ocasión clara de gol, más allá de un remate de Bernardo Silva sin mucho ángulo que ha podido detener Thibaut Courtois.

El duelo ha llegado al descanso de la manera opuesta que en el Etihad Stadium: con casi ninguna oportunidad, el juego muy pausado y un gran respeto entre ambos equipos, pero en la reanudación, el Madrid ha estado a punto de dar un golpe sobre la mesa en la eliminatoria con una ocasión clarísima. Dani Carvajal llegó con mucha facilidad al extremo derecho y centró al balón en el área. Allí le esperaba, solo, Vinícius. Sin embargo, el remate del brasileño, a un palmo de la portería, se ha ido desviado.

Bernardo Silva reina en la segunda parte

Si bien el City ha intentado hacer lo mismo que en el primer tiempo y bajar el ritmo del partido a través de la posesión, no ha podido hacerlo con tanta eficacia. Algunos jugadores del conjunto inglés estaban realmente nerviosos, como Kyle Walker, Aymeric Laporte o lo mismo Kevin de Bruyne, que han errado pasadas impropias de futbolistas de su nivel. En este momento, los de Guardiola han encontrado un faro en el centro del campo, un jugador al que parecía que no le pesaba la presión: Bernardo Silva.

El interior portugués lo hizo todo bien, fue realmente el futbolista más tranquilo y brillante del duelo. Tras algunas acciones destacadas, ha terminado provocando el gol de la tranquilidad del City. Cuando ya se había superado el minuto setenta de partido, Bernardo Silva ha conducido un balón por el centro del campo y ha llegado hasta la frontal del área. Ha visto Riyad Mahrez abierto a la derecha y le ha dado un pase preciso. El extremo argelino remató al primer toque y colocó el balón a un lugar imposible para Courtois.

El Madrid, que en ningún caso ha hecho un buen partido, ha quedado noqueado por el gol del City. Ha dado un paso atrás y el equipo de Guardiola ha olfateado la sangre. Fue un milagro que no llegara el segundo. Joao Cancelo ha avisado con un disparo lejano que no ha entrado por la escuadra por los pelos y Jack Grealish ha tenido dos acciones clarísimas, de las cuales una ha sacado Ferland Mendy en la línea de gol.

El Madrid vuelve a hacerlo

En ese momento, cuando todo ya parecía dato y bendito e incluso se había llegado al tiempo de descuento, ha vuelto a ocurrir lo mismo de siempre. En una jugada aislada, Benzemaque nada había hecho durante todo el partido, ha pasado un buen balón en el interior del área y ha aparecido Rodrygo Goes de la nada para empatar el partido. Al Madrid le quedaban seis minutos de tiempo añadido, pero una vez que este equipo ve la posibilidad, no perdona. En la acción inmediatamente posterior, una falta centrada en el área ha terminado por igual: con gol de Rodrygo.

Los blancos han forzado la prórroga y ya no había nada que hacer. Solo han tenido que pasar tres minutos para que el Madrid se encontrara con un penalti provocado por Benzema y el delantero francés le ha transformado para sentenciar la eliminatoria. El City tuvo casi media hora para empatar la ronda, pero la historia ya estaba escrita. Fernandinho ha tenido una ocasión clarísima en el minuto 115 que debería haber terminado dentro, pero se ha ido fuera de forma inexplicable. El Madrid se ha cargado el París Saint-Germainel Chelsea y el Manchester City de la misma manera y lo más probable es que haga lo mismo con el Liverpool en la final.

Previous

Se burlan de Guardiola en la Cadena COPE

Revelan un gran archivo fotográfico de Josep Samitier

Next

Deja un comentario