El gran señalado de la remontada del Madrid ante el City

| |

El Real Madrid ha eliminado al Manchester City de Pep Guardiola en las semifinales de la UEFA Champions League en el estadio Santiago Bernabéu. Los blancos lo tenían todo perdido en el minuto noventa, pero dos goles consecutivos de Rodrygo Goes han forzado la prórroga, donde un penalti sobre Karim Benzema ha terminado de decantar la eliminatoria a favor de los de Carlo Ancelotti. Si bien en la ida los ingleses fueron infinitamente superiores a los merengues, en la vuelta no ha habido tan manifiesto dominio, pero, de todos modos, el City ha hecho muchos más méritos que el Madrid para pasar de ronda.

Mal partido del Madrid pese a la remontada histórica

Por tanto, ya pesar de la remontada histórica, pocos jugadores de Ancelotti han sido realmente brillantes. Más allá de el oportunismo de Rodrygo o algunos buenos paros de Thibaut Courtois, no cabe destacar casi ninguna actuación de los futbolistas merengues. Por otra parte, sí se puede hablar de un mal partido de varios madridistas, como Benzema, que ha sido muy espeso, Vinícius Jr.que ha errado ocasiones claras y Luka Modric y Toni Kroos, que han sido desaparecidos en medio del campo. Además, uno de ellos ha quedado especialmente señalado por dos acciones del principio del duelo.

Casemiro, el mayor señalado por su juego antideportivo

Carlos Henrique Casemiro, que se perdió el partido de ida por una lesión, ha podido regresar a ese enfrentamiento. Sin embargo, su aportación no ha sido especialmente determinante, puesto que en los momentos de dominio del City ha sufrido para mantener el equilibrio de su equipo y en ataque no ha tenido ninguna contribución destacada. En cambio, sí quedó señalado por sus faltas, las cuales nuevamente quedaron perdonadas por los árbitros.

Sólo habían pasado siete minutos de partido cuando Casemiro ha detenido un contragolpe del City con una entrada durísima sobre Kevin de Bruyne. Desde atrás, el centrocampista brasileño se lanzó contra las piernas de su rival con una tijera que no tenía intención de tocar balón. El árbitro ha señalado la falta, pero nada más. Casemiro, que debería haber jugado a partir del minuto siete con una tarjeta amarilla con los condicionantes que ello conlleva, ha vuelto a quedar impune.

Lo más sorprendente, sin embargo, llegó al minuto treinta y uno, cuando el centrocampista brasileño volvió a interceder para detener una transición del City. Esta vez, ha hecho una doble falta merecedora de tarjeta: primero, ha cogido Phil Foden por la camiseta, sin intención alguna de jugar el balón, y lo ha derribado. Sin embargo, eso no tuvo suficiente y, cuando su rival ya estaba en el suelo, le espetó una patada en la pierna para acabar de rematar. Casemiro debería haber sido expulsado a la media hora de partido y, en su lugar, se ha ido a casa sin una tarjeta amarilla.

A Daniele Orsato también le ha temblado la mano

Ahora bien, estas jugadas no sólo dejan a Casemiro como señalado, sino que también hablan de un mal arbitraje de Daniele Orsato. Se considera que el colegiado italiano es uno de los mejores del mundo haciendo su trabajo, pero tener la poca valentía de mostrar una tarjeta al inicio del partido y no saber ver la doble amonestación que merecía el brasileño por su dura entrada sobre Foden, es algo incomprensible. Al igual que ocurre con tantos y tantos árbitros, parece estar prohibido enseñar tarjetas amarillas a Casemiro al inicio de los partidos y que sea del todo impensable expulsarle, cuando es uno de los jugadores más hachazos del fútbol europeo. Ver para creer.

Previous

Se mantiene vigente una maldición que recibió Guardiola

El Barça, multado con 10.000 euros por culpa de los Boixos Nois

Next

Deja un comentario