El camino incierto de Lula hacia las elecciones de 2022

| |

Lula da Silva, de 75 años, se ha presentado a todas las elecciones desde el regreso de la democracia a Brasil en 1985. En todo menos en 2018, cuando fue descalificado tras ser condenado por corrupción y lavado de dinero. En ese momento, el líder del izquierdista Partido de los Trabajadores (PT) superaba en número al actual presidente del país, el ultraderechista Jair Bolsonaro.

La anulación en las últimas horas de esas condenas por parte de un magistrado del Tribunal Supremo Federal (STF) abre la puerta al frente político de Lula, como se conoce popularmente y en los medios de comunicación. Abre la puerta a una hipotética candidatura presidencial el próximo año para enfrentar a Bolsonaro. Porque la decisión del Magistrado Edson Fachin, aunque no lo exonera de los presuntos delitos, sí anula la inhabilitación.

Fachim considera que el tribunal que juzgó a Lula no era competente para hacerlo. Esta decisión individual ha causado sorpresa entre otros jueces del STF, aunque el Poder Judicial brasileño contempla este tipo de medidas unilaterales, explica la prensa del país. La Corte Suprema de Brasil está compuesta por dos “rebaños” o cámaras, con cinco “ministros” cada uno (el presidente del STF no participa).

“El ministro y sus aliados en la Corte Suprema consideran que el relator de ‘Lava Jato’ pasó por alto al Segundo Panel cuando solo él tomó una decisión que chocó con lo que se tomaría como colegiado” ─é dicir, en conxunto─, informó el el periódico O Globo sobre el descontento del presidente de esta segunda cámara del STF, Gilmar Mendes (que ostenta el título de ‘ministro’ en Brasil), por la decisión de Fachin en el famoso caso de corrupción por lavado de activos en la petrolera estatal Petrobras.

La Fiscalía General de Brasil apelará la decisión y llevará el caso a Segunda Turma, donde se encuentran Fachin y Mendes, según la información proporcionada en el sitio web de la institución. Si prevalece la decisión de Fachin, los cargos contra Lula irán a la Justicia Federal.

“‘Lawfare’ contra Lula”

Ayer estaba previsto que esta Segunda Turma analizaría el papel del ex juez Sergio Moro, presidente del juzgado de Curitiba, quien en julio de 2017 condenó a Lula a nueve años y seis meses de prisión por corrupción pasiva y blanqueo de capitales, acusado de recibir sobornos en la forma de renovación de un apartamento en São Paulo.

La defensa de Lula emitió una nota, recogida por el estado Agencia Brasil, insistiendo en la “inocencia del expresidente Lula y la Lawfare [termo inglés para referirse ao ataque contra rivais políticos utilizando indebidamente os procedementos legais] que se estaba practicando contra él “.

En este sentido, La hoja Tenía una imputación de uñas predecible de Moro por parcialidad. “Con eso quedarían anuladas todas las pruebas recabadas en los juicios contra Lula que pasaron por el 13 ° Juzgado Federal de Curitiba. Y todas y cada una de las investigaciones en su contra tendrían que empezar de cero”, signaba onte.

Comienza la campaña

Todas estas maniobras judiciales son entendidas por los analistas como el tiro de salida de la campaña electoral. también O Globo recoge la opinión de dirigentes y dirigentes del PT, que consideran que Lula acabará postulando. “No están apostando, sin embargo, a que lo haga de inmediato, para mantener incierto el escenario electoral para sus oponentes”, apuntaba.

Hasta ahora, el cargo parecía reservado para el exalcalde de São Paulo Fernando Haddad, pero ya había manifestado en entrevistas que en caso de que se anulara la inhabilitación de Lula, debería ser él quien opte por el Palacio de Planalto. Haddad perdió en la segunda ronda en 2018 ante Bolsonaro.

La clave ahora estará en la lucha por capitalizar el voto de izquierda, por el que compite el PT con tres formaciones: Partido Laborista Democrático (PTD, centro-izquierda); Partido Socialista Brasileño (PSB, socialdemócrata); y Partido Socialismo y Libertad (PSOL, escisión del PT). Sus dirigentes celebraron la decisión de Fachin, pero ven de lejos una candidatura conjunta en torno a Lula.

Lula vs. Ciro

Especialmente el PDT es el que hasta ahora había tenido mejores expectativas. Su presidente, Carlos Lupi, ha confirmado que se mantiene la candidatura de Ciro Gomes -ministro con Lula-. Gomes se presenta como una alternativa entre la “boca de bolsillo [rabioso]”y” lulopetismo [de Lula e PT] corrupto “.

Lupi -exministro de Lula- declaró ayer: “Nada cambia en la primera vuelta. Tendremos a Lula y Ciro. En la posible segunda vuelta contra Bolsonaro, estaremos juntos. Ciro representa el futuro; Lula, el pasado”. Sostuvo que el expresidente “hoy no se adaptaría a la realidad de Brasil”.

Desde el PSB apuntó que es demasiado pronto para definir si irán de la mano de Lula da Silva, Ciro Gomes o lanzarán su propia candidatura. Y desde el PSOL recordaron que el juicio de Lula empezará de cero, pero no fue anulado. “Hoy Lula podría disputar las elecciones, pero hasta el 2022, sabiendo todo lo que pasa en el país, es bueno acompañarnos con cautela”, dijo Marcelo Freixo, una de las principales figuras dentro del partido.

Lula vuelve a vencer a Bolsonaro en las encuestas

“Siempre he tenido una fuerte conexión con el PT”, dijo Bolsonaro sobre el juez Fachin y la decisión sobre Lula en declaraciones a CNN Brasil. “Bajo ninguna circunstancia un hombre puede ser simplemente el amo de ese juicio”, dijo, y agregó que “ahora esperamos que la Corte Suprema restituya a los jueces”.

El virtual regreso de Lula llega en un momento en que el Gobierno está en la mira de la opinión pública por el riesgo de que Covid colapse hospitales en varios estados brasileños. Bolsonaro y sus partidarios, ultraconservadores religiosos o grupos industriales y agrícolas de seguridad, sienten una aversión especial hacia la izquierda lullista y el PT.

Según una encuesta publicada durante el fin de semana por Estadão, El 50% de los encuestados votaría o podría votar por Lula (el 44% nunca lo haría), mientras que el 38% optaría por Bolsonaro y el 56% lo rechazaría de plano.

Previous

Puigdemont apelará la pérdida de inmunidad como eurodiputado

“Fui víctima de la mayor mentira legal en 500 años”, di Lula

Next

Deja un comentario