Condenan como autor intelectual del asesinato de Berta Cáceres la presidenta de la …

| |

«Una victoria para los pueblos del mundo que acompañaron este proceso, la comunidad solidaria y los derechos humanos», dijo Berta Zúñiga, una de las hijas de la asesinada Berta Cáceres, la sentencia unánime de la Sala I del Tribunal Judicial con Jurisdicción Nacional de Honduras, que Condenó este lunes a David Castillo, entonces presidente ejecutivo de Desarrollos Energéticos SA (DESA), empresa constructora de la presa a la que se oponía Cáceres.

El germen de la sentencia como coautor del asesinato de Castillo es la represa Agua Zarca, que afectó directamente al río Gualcarque y al territorio de la localidad lenca, que además de ser parte vital de su supervivencia se considera sagrada.

La construcción, impulsada por la empresa familiar Atala Zablah, se encontró con la resistencia de Cáceres, el pueblo Lenca, los pueblos indígenas y los movimientos ambientalistas, agrupados en el Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (Copinh), fundado por el activista en 1993. y en el que fue coordinadora.

La importancia de su labor para paralizar las obras de la presa y la animosidad contra DESA a raíz de empresas nacionales e internacionales, tal y como reconocieron los magistrados del caso, llevó a Cáceres a ser perseguido durante años, recibiendo medidas de protección cautelares por parte del Inter -Comisión Americana de Derechos Humanos desde 2009 junto con reconocimientos internacionales como el Premio Goldman.

Pero eso no le impidió ir muerto a tiros el 3 de marzo de 2016 cuando dormía en su casa de la ciudad de Esperanza, departamento de Intibucá, en el occidente de Honduras.

Primer intento

En noviembre de 2018, siete personas recibieron un veredicto de culpabilidad por el asesinato de Cáceres, incluido Douglas Geovanny Bustillo, jefe de seguridad de DESA y teniente del ejército hondureño sentenciado a 30 años de prisión, quien había sido entrenado por las fuerzas armadas de Estados Unidos. Además de dos soldados más.

La Corte Penal Nacional en sentencia unánime dictaminó que habían sido contratados por DESA para ejecutar al defensor del medio ambiente y los derechos de los pueblos indígenas, debido a las pérdidas económicas ocasionadas por la lucha por los derechos humanos de la coordinadora de Copinh.

Autor intelectual

En marzo de 2018, el director ejecutivo de DESA, David Castillo, intentaba salir de Honduras cuando fue arrestado en el aeropuerto de San Pedro Sula como presunto autor intelectual del crimen.

El fallo del tribunal confirma que el ex presidente de DESA y Oficial de inteligencia del Ejército de Honduras que recibió entrenamiento en Estados Unidos, «Ordenó la muerte de Cáceres como parte de un plan para eliminar cualquier obstáculo que hubiera interferido con las operaciones de DESA en el río Gualcarque, el territorio ancestral del pueblo indígena Lenca».

Luego de revisar sus celulares, el Poder Judicial da por probado que organizó y coordinó el asesinato, manteniendo contacto permanente con los reos y el resto de ejecutivos de la empresa.

El 3 de agosto se convoca una audiencia en la que el juzgado comunicará la sentencia a Castillo, el delito de coautor de homicidio es punible en el Código Penal hondureño con entre 20 y 25 años de prisión.

Declaración de Castillo como coautor intelectual del crimen permitir que el tribunal continúe investigando, que estuvo en poder de Conpinh, quien aboga por llevar a juicio a la familia Atala Zablah, quienes son considerados los verdaderos autores del asesinato.

«Las estructuras de poder no han logrado corromper la justicia»

Para Berta Zúñiga, «el fallo significa que las estructuras de poder no han corrompido la justicia» y afirmó que se siga investigando a familia Atala Zablah, propietaria de DESA. También exigió la cancelación definitiva de la construcción de la represa Agua Zarca y el desmantelamiento de las redes criminales que quedaron expuestas en el juicio.

Previous

La justicia está acorralada por la extrema derecha en Austria y los Países Bajos

El presidente de Haití, Jovenel Moise, ha sido asesinado en su propia casa

Next

Deja un comentario